Masajes para volver a tus pantalones
Masajes para volver a tus pantalones
Espera el momento apropiado

Este es uno de los principales pensamientos que tiene la mayoría de las mujeres luego de tener guagua. Sin embargo, es necesario entender que se debe tener paciencia, alimentarse correctamente y esperar el tiempo adecuado para someterse a tratamientos.

Antes de hacer cualquier cosa, debes obtener el alta de tu doctor. Solo entonces puedes empezar a planificar los distintos tratamientos a los que te someterás. Eso sí, si estás amamantando, existen ciertas restricciones, puesto que no todos los procedimientos ni cremas son compatibles con la etapa de lactancia.

Los beneficios de los masajes de reducción
La efectividad de los masajes reductivos se debe a que tienen incidencia sobre el tejido conjuntivo y permiten una mejor irrigación sanguínea, contribuyendo a drenar los líquidos, liberar toxinas y movilizar las grasas localizadas, a través de la presión que se ejerce en las zonas trabajadas. Además, puede servir para atenuar la celulitis.

Lo primero que se determinará será el tipo de grasa en el cuerpo, la cual puede ser blanda o dura y estar ubicada en las capas más externas de la piel o dentro de los músculos, afectando el nivel de dificultad para aminorarla. Luego se establece el programa y si se potenciarán los masajes manuales con alguna máquina. Asimismo, se evaluará la posibilidad de emplear alguna tecnología en el tratamiento de postparto, como la cavitación, radiofrecuencia, termoterapia, electroestimulación, endermología o láser, entre otros.

Los resultados dependerán de la calidad de la piel y de la acumulación de adiposidades que se presente, pero, a modo general, las mejoras se pueden comenzar a ver a partir de la cuarta o quinta sesión.

Cabe mencionar que con los masajes reductivos se pierde volumen, pero no peso, por lo que si buscas adelgazar, es fundamental complementar estos tratamientos con una dieta balanceada, mucha hidratación y ejercicio.

Otras opciones
* Masajes anticelulíticos: actúan mejorando la circulación sanguínea y tonificando los músculos de las zonas afectadas, al drenar los líquidos retenidos y las adiposidades localizadas.
* Masajes reafirmantes: especiales para aquellas que han sufrido cambios bruscos de peso, pues con ellos se pierde la tonacidad de los músculos y a través de este tratamiento se puede recuperar la elasticidad cutánea y prevenir la aparición de estrías.

Banner lateral Calo Crecer 2019

te podría interesar

Newsletter MamáyBebé